Cómo triunfar en tu práctica profesional

Ene 22, 2019 | Éxito

Ya te encuentras en la mitad de tus prácticas en el extranjero. Quizás hayas perdido un poco de tu motivación o te encuentras estancado. ¡Pero no te preocupes! Todavía te apoyamos y te damos unos consejos de cómo superar esta fase y de cómo quedar triunfando en tu pasantía.

Triunfar en tus prácticas

Recuérdate por qué viniste

Primeramente: Siempre hay altibajos en la vida y una práctica profesional no es una excepción. Si no estás 100 % contento con tu pasantía en el momento, no te preocupes, a todos lo pasa eso una vez durante la estancia. Quizás todavía no hayas encontrado tantos amigos como pensaste o tal vez todavía tengas problemas en adaptarte a la cultura local. Este sentimiento se irá. Y siempre recuérdate: ¡Tú tomaste la decisión de venir aquí! Si no te sientas completamente feliz recuérdate por qué decidiste de hacer tus prácticas específicamente en este país, en esta ciudad y en esta empresa. De esa manera tendrás pensamientos más positivos otra vez.

Interactúa con tus compañeros de trabajo

Para ser un muy buen practicante no cuentan solamente tu manera de trabajar, sino también tus habilidades sociales. Interactúa con tus compañeros de trabajo lo más frecuente que posible. Pasa el descanso con ellos y conócelos. Si te interesas por sus vidas y su personalidad se quedarán con una buena impresión de ti. ¿De qué te sirve esto? El objetivo está claro: si te llevas bien con tus compañeros, van a hablar bien sobre ti con tu jefe y así tu carta de recomendación será aún mejor. Y hay otra gran ventaja: si un día decides de solicitar en la misma compañía para un puesto de trabajo todavía te conocerán y tendrás mejores oportunidades de conseguir un puesto de tiempo completo.

Pide ayuda y opiniones

Ser un buen practicante significa crecer constantemente. Para ser capaz de hacer eso tendrás que pedir ayuda, consejo y opinión de otros. Cada vez cuando no comprendes algo, pregunta otra vez. ¡Es mejor preguntar cinco veces en vez de hacer algo de manera completamente incorrecta! Y si de verdad no sabes manejar la tarea, no tengas miedo de pedir ayuda. No es un signo de debilidad, sino de conocer a sí mismo y tener ganas de aprender. Cada vez cuando terminaste una tarea puedes preguntar por un comentario sobre tu trabajo. De esa manera recibirás alabanza, pero también aprenderás qué tienes que mejorar, etc. En ambos casos tu motivación aumentará para mejorar aún más. Tus compañeros de trabajo y tu jefe se darán cuenta de tu constante deseo de crecer y tendrán una buena impresión de ti como practicante.

Sé activo

Ya tienes tiempo trabajando en la empresa. Sabes cómo funciona todo y a lo mejor también sabes que no está funcionando perfectamente. Si tienes algunas ideas sobre cómo hacer que la empresa o los flujos de trabajo sean más eficientes, informa a tu jefe. Él/ella estará muy contento con este tipo de recomendación y de esa manera también podrías haber encontrado tu proyecto personal para trabajar. Pero no debes molestar tus compañeros con demasiadas ideas. Intenta de enfocar a las mejores y preséntalas a tu equipo. A veces menos es mejor y de esa manera no pareces un sabelotodo.

Aprovecha situaciones

En cada negocio hay periodos con mucho y poco trabajo. Si ahora tienes una fase con poco trabajo, no solamente pierdas tu tiempo. Mejor pregunta a tu mentor o jefe qué tareas hay que hacer. Estás aquí para trabajar y aprender lo más posible, muestra esa actitud a tu superior. Todo eso tendrá un impacto positivo en tu carta de recomendación / tu reporte final.

Sé limpio

Es un consejo muy general, pero sin embargo a veces se tiene que mencionar: sé limpio. Eso se refiere a tu apariencia, pero también a tu comportamiento. Mantenga limpio tu lugar de trabajo, limpia tus trastes inmediatamente, etc. – en general: compórtate como si tu mamá te observaría. Por supuesto también debes cuidar de tu apariencia: vístete profesionalmente y no molestes a los demás con tu olor (que sea de perfume o de sudor).

Pide una carta de recomendación

Por último, si bien no menos importante: después de haber seguido todos estos consejos y haber mostrado tu mejor cara en el trabajo, estás listo para cosechar los frutos de tu esfuerzo. Pide a tu jefe una carta de recomendación una semana antes que tus prácticas terminen. Y debido a que siempre has sido un buen practicante, será muy positiva, lo que podría abrirte muchas puertas en tu futura carrera.

Esperamos que estos consejos te ayuden recuperar la motivación para tus prácticas y te ayude a terminarlas como una estrella de rock. Una pasantía es siempre una gran oportunidad para aprender algo nuevo, aplicar tu conocimiento teorético y avanzar en tu carrera profesional. Además, hacer una práctica en el extranjero era una decisión aún mejor, ya que recibes conocimiento cultural y puedes practicar tus idiomas extranjeros.

Un último consejo: Intenta de evaluar tu práctica profesional al final y resumirla para ti mismo. Si quieres nos puedes escribir un correo y contarnos cómo te fue. Siempre nos encanta escuchar de las experiencias que tuvieron los estudiantes. Y si estás buscando nuevas prácticas en el extranjero para el próximo semestre, revisa nuestras ofertas y contáctanos en info@pic-management.com

Más artículos

Pin It on Pinterest